Homero, Ilíada

“Todo empezó en un día de violencia.

Hacía nueve años que los aqueos asediaban Troya: a menudo necesitaban víveres, o animales, o mujeres, y entonces abandonaban el asedio e iban a procurarse lo que querían saqueando las ciudades vecinas. Ese día le tocó a Tebas, mi ciudad. Nos lo robaron todo y se lo llevaron a sus naves.

Entre las mujeres a las que raptaron estaba yo también. Era hermosa: cuando, en su campamento, los príncipes aqueos se repartieron el botín, Agamenón me vio y quiso que fuera para él. Era el rey de reyes, y el jefe de todos los aqueos: me llevó a su tienda, y a su lecho. Tenía a una mujer en su patria. Se llamaba Clitemnestra. Él la amaba. Ese día me vio y quiso que fuera para él.”
[…]

Homero, Ilíada – Alessandro Baricco

Moltíssimes gràcies Rosa!
FacebookTwitterGoogle+Pinterest

Un comentario sobre “Homero, Ilíada

Deja un comentario